Para evitar casos de intoxicación Min Salud recomienda no consumir yuca amarga

Yuca amargaCaracas, (Prensa MPPS)- Autoridades del Ministerio del Poder Popular de Salud (MPPS) continúan las reuniones sobre enfermedades trasmitidas por alimentos, con la finalidad de dar a conocer las desventajas del consumo de la yuca amarga.

Expertos de la Dirección General de Epidemiologia de este despacho explicaron que este tubérculo posee (de forma natural) un componente orgánico tóxico denominado cianuro de hidrógeno o ácido cianhídrico (HCN), el cual es causado por ciertas bacterias, hongos y algas, lo que ha producido en Venezuela algunos casos de intoxicación.

Comentaron que en el país se ha venido incrementando la incidencia de este evento, por lo el Ministerio de Salud recomienda a la población en general estar alerta y verificar el producto antes de comprarlo y/o consumirlo: “la yuca amarga es de cáscara mucho más gruesa y su piel es rosada a diferencia de la dulce, cuya cáscara es más fina y su interior es blanco”, explicó.

En cuanto a la forma de cocción de la yuca dulce, dijeron que ésta se ablanda rápidamente y conserva su color; en cambio la amarga toma un color amarillento y tarda mucho más en ablandarse y en ocasiones no lo hace.

Producto altamente tóxico

La yuca amarga puede generar un nivel agudo de intoxicación a quien lo consume y hasta la muerte, debido a que la siguiente dosis de cianuro es letal: el cianuro sódico o potásico es de 200 a 300 mg y la del ácido cianhídrico de 50mg”.

Los epidemiólogos del MPPS manifestaron que las consecuencias de la intoxicación por cianuro son debidas a la anoxia hística (carencia casi absoluta de oxígeno en los tejidos del cuerpo o incluso en la sangre) que provoca la muerte, al imposibilitar la utilización del oxígeno en la cadena respiratoria celular.

Aclararon que este rubro es dañino y a su vez mortal, debido a que el sistema nervioso central y el sistema cardiovascular, son los más afectados directamente y cuyas consecuencias son irreversibles.

Signos Clínicos

Mencionaron que los efectos de la intoxicación por cianuro en un ser humano son los siguientes: náuseas, vómitos, cólicos abdominales, diarreas, cefalea, vértigo, excitación, ansiedad, sensación quemante de boca y garganta, y disnea.

A esto se suma el deterioro mental, trastornos visuales por atrofia del nervio óptico, alteraciones tiroideas, dermatitis de características variables, y siempre con el fondo de la piel un color rojo cereza, debido al incremento de la saturación de la hemoglobina en sangre venosa; en algunos casos se puede hallar cianosis, precisaron.

Otros síntomas que se pueden presentar son: aliento con olor a almendras amargas y sus últimos efectos comprenden convulsiones, parálisis, depresión respiratoria, edema pulmonar, arritmias, bradicardia e hipotensión.

Indicaron los especialistas que una de las manifestaciones cardiovasculares comprenden taquicardia e hipertensión arterial y, de acuerdo con la intensidad del cuadro y el tiempo de aplicación del tratamiento, hay posibilidad de recuperar a la persona afectada, si se logra superar la gravedad de la intoxicación en las primeras doce horas.

Show Buttons
Hide Buttons