Sector público de salud de Venezuela recibe los mayores ingresos en la historia del país

Hospitales en Venezuela

Hospitales en Venezuela

17. 10.2014. (Prensa SAHUM). Por primera vez en la historia de Venezuela, el sector público de salud recibe los más elevados ingresos de financiamiento por parte del gobierno nacional para darle cobertura a la medicina preventiva y curativa dispensada a las personas que a diario acuden a los diferentes servicios hospitalarios y de atención primaria del país.

Desde 1530, cuando se fundó el primer hospital Colonial en Venezuela, en la ciudad de Coro, estado Falcón, bajo el nombre de El  Hospital  de  San  Clemente -y en el transcurso de los años-, mientras se fueron instalando los primeros establecimientos de atención hospitalaria en Venezuela, es hoy en 2014 cuando está en vías de consolidarse el servicio médico público como la primera opción recibida por venezolanos y venezolanas quienes optan por la calidad y gratuidad.

Es importante mencionar que ante los elevados costos del servicio médico privado, es poco probable que la gente destine elevadas sumas de dinero ante un servicio que cada día se hace más inalcanzable para los habitantes de las diferentes comunidades instaladas a lo largo y ancho del país.

Son conocidos los casos de familias venezolanas que han tenido que hipotecar sus viviendas y bienes para poder financiar servicios médicos y de hospitalización cuando alguno de sus miembros enferma, en virtud de los elevados costos que significa darles cobertura en los establecimientos privados.

Barrio Adentro

Barrio Adentro

Y si la enfermedad es terminal o en extremo delicada, la situación se torna grave, debido a que el precio a pagar se torna impagable (y valga la redundancia), pues ante la posibilidad de que el paciente amerite estadía hospitalaria entonces cada día se acumulan millones tras millones de bolívares que si no son cancelados es bastante probable que la persona enferma sea dada de alta ante la impavidez de sus familiares quienes ante la dolorosa situación suelen endeudarse sin miramientos.

Si tomamos como punto de referencia la inversión que han realizado los gobiernos venezolanos en materia de salud, desde el año 1959 cuando Rómulo Betancourt asume la presidencia del país, notamos que el sector es más tomado en cuenta cuando se presentaban epidemias de relevancia que pudieran afectar a gran parte de la población en un mismo espacio de tiempo, como el paludismo, la rubéola, la difteria y otras ya combatidas.

Sin embargo, es a partir de lo que algunos historiadores han llamado el puntofijismo cuando los gobiernos entienden que la salud es un sector vulnerable al cual hay que destinarle una buena porción de los ingresos generados por la renta petrolera, y lo hacen, pero esos recursos poco llegan a sus destinatarios pues en el transcurso de los periodos presidenciales un elevado porcentaje son desviados a manos privadas o personeros de los mismos gobiernos incursos en corrupción, ya conocidos por haber escapado enriquecidos con esos dineros del país, entre otros casos reseñados por los medios de comunicación social.

Es en 1998, cuando el comandante Hugo Chávez Frías asume la presidencia de Venezuela y comienza a generar la participación ciudadana en las decisiones de Estado para lograr transformaciones determinantes en la búsqueda de optimizar los servicios públicos de la nación. Es así como convoca a una Asamblea Constituyente para elaborar una nueva Constitución contentiva básicamente de una democracia participativa para que sean los mismos ciudadanos quienes formen parte de los cambios estructurales que permitan derogar los viejos esquemas políticos.

Ya en el año 2008, el presidente Chávez declara que “Venezuela está entre los países que tiene una de las inversiones en salud más altas del continente Americano”. El mandatario venezolano destacó que el porcentaje del Producto Interno Bruto (PIB) destinado al sector salud aumentó de 2,8 por ciento en 1997, a 6,0 por ciento en el 2007.

Salud Indígena

Salud Indígena

Para el 27 marzo del 2014 el vicepresidente del Consejo de Ministros para el Área Social, Héctor Rodríguez confirma que la inversión social del Gobierno venezolano, que asciende a 623.508 millones de dólares desde 1999, es mayor que la del resto de los países suramericanos, pues el 64% de los ingresos públicos “como porcentaje del Producto Interno Bruto (PIB) es mayor que al resto de los países de la región” y se asigna a programas de educación, salud, deportes, seguridad social y alimentación.

En esta ocasión el Ministro Rodríguez declaró que “gracias al Gobierno nacional, en el país aumentaron los servicios de salud, en especial al materno infantil, y el incremento del acceso agua potable en más de 90% de la población”.

Hoy, la inversión en salud en Venezuela es prioridad, aún con todas las dificultades que pueda representar el bloqueo realizado por algunos países respecto a equipos destinados al sector salud del país. Un ejemplo emblemático lo representa el hospital más grande del occidente del país, el Servicio Autónomo Hospital Universitario de Maracaibo, SAHUM,  que ha recibido continuamente los insumos, medicamentos y equipamientos necesarios para atender al elevado porcentaje de usuarios y usuarias que acuden a su recinto diariamente desde diferentes regiones del país, incluso de países vecinos.

La directora del SAHUM, Noly Fernández, declaró recientemente la disponibilidad de atender a pacientes gratuitamente, con servicios incluso de alto costo, situación que (entre otras características) posiciona al Hospital Universitario de Maracaibo como el primer centro de salud del país en rendimiento hospitalario.

María Elena Araujo Torres

(Prensa SAHUM)

Salud en Venezuela

Salud en Venezuela

Salud Indígena

Salud Indígena

Inversión Social

Inversión Social

Salud en Venezuela

Salud en Venezuela

Salud en Venezuela

Salud en Venezuela