Niños hospitalizados en Nefrología Pediátrica del SAHUM también disfrutaron su fiesta infantil

Alegría en Nefrología

Alegría en Nefrología

Maracaibo 18-07-2014. (Prensa SAHUM). En el marco del Día del Niño y Niña, que se celebra este domingo 20 de julio se realizó una reunión infantil, en el pasillo del Servicio de Nefrología Pediátrica del Hospital Universitario de Maracaibo (SAHUM) que se convirtió en un espacio colorido, lleno de globos, risas y alegría. Un payaso y varios mimos contagiaron de buen humor y ocurrencias, a los niños hospitalizados en este servicio y también a los que fueron para ser examinados en consulta médica.

“Tenemos 16 niños hospitalizados y 10 niños que vinieron a consulta divirtiéndose mucho y las mamás también, con los actos que han realizado los payasos y mimos. Esta reunión ha sido muy amena”, manifestó Adais Paredes, jefa del Servicio de Nefrología Pediátrica del SAHUM.

La nefróloga pediatra resaltó el apoyo que tuvo el Servicio de Nefrología Pediátrica de las trabajadoras sociales del hospital Universitario, así como la colaboración de instituciones religiosas, empresas u otras personas para la realización de esta actividad.

Igualmente indicó que las nutricionistas del comedor de este Centro de Salud se encargaron de hacer la dieta de los niños, porque ellos necesitan alimentarse con una dieta especial.

Elí Jhoana Bustos licenciada en trabajo social y perteneciente al Servicio de Nefrología-Pediátrica del SAHUM

Elí Jhoana Bustos licenciada en trabajo social y perteneciente al Servicio de Nefrología-Pediátrica del SAHUM

María González madre del pequeño Santiago

María González madre del pequeño Santiago

Adais Paredes jefa del Servicio de Nefrología-Pediátrica del SAHUM

Adais Paredes jefa del Servicio de Nefrología-Pediátrica del SAHUM

Por su parte, Elí Jhoana Bustos, licenciada en trabajo social y perteneciente al Servicio de Nefrología Pediátrica del SAHUM expresó: “Buscamos no solamente canalizar estudios, sino brindar una sonrisa, tanto a los pequeños como a sus mamás. Queremos que ellos pasen un día diferente, que disfruten y se digan: Soy un niño, puedo jugar, reír y divertirme”.

Entretanto, María González, madre del pequeño Santiago, quien es paciente de diálisis del hospital, desde hace un año destacó: “Me parece muy bien que hagan este tipo de actividades, donde los niños se pueden entretener. Soy una de las mamás que he estado más tiempo con mi hijo hospitalizado acá. Hasta yo me he divertido”.

Joremy Borjas
Fotos: Jorge Toledo